UMVRAL “Trascendencia”


UMVRAL   “Trascendencia” – Independiente – 2016

             Un nuevo y claro ejemplo de lo bien aspectado que luce el actual estado de situación de la escena metálica nacional lo dan los porteños de Umvral quienes con este álbum debut titulado “Trascendencia” dan sus primeros pasos en el profesionalismo marcando la pauta para lo que apunta ser su incipiente carrera musical. Un disco bastante bien logrado en términos sonoros, musicalmente con suficientes muestras de inventiva alejándose de los habituales cánones del power metal – estilo con el cual más se emparentaban en sus inicios – para incorporar una serie de elementos que si bien reconocibles en su género, demuestran que pueden ser capaces de un sonido mucho más personal lo que a todas luces les puede llevar por una positiva senda para sus pretensiones futuras. 

           Cuando pulsas play al CD de Umvral una de las primeras cosas que puede llamar la atención es la rítmica base power metálica que constantemente es aderezada con resabios de otros subgéneros como el gothic y el hard rock, sumándole a ello la voz de Ricardo con ese particular sesgo melancólico junto a las evocadoras atmósferas de teclado aportadas por Rodrigo Neira. Solo considerando estos elementos ya tenemos un trabajo distinto, alejado a las habituales galopadas épicas influídas por los siempre omnipresentes Helloween, Iron Maiden o Judas Priest tan recurrentes en la base del sonido de tantas otras agrupaciones del estilo. En este caso, es claro que Umvral ha querido ir un poco más allá atreviéndose a innovar explorando territorios que por estos lados la gran mayoría no parece tan convencido de meterle mano aún. 

             Los sampleos y loops iniciales de “Lobos de Fuego” ya descubren todo un temazo, bien conducido con la particular voz de Ricardo y una base rítmica contagiosa y pegadiza. Personalmente me llegan a recordar a bandas como To Die For – en aquellos momentos más melódicos de los fineses – como así también a una desaparecida banda española llamada Amset (tres discos y una existencia de apenas ocho años para ese fugaz proyecto comandado por Ritchie Sánchez, sobrino del mítico Fortú de Obús). Y con un power metal mucho más al uso con la presencia más lúdica de teclados emerge una veloz “El Cementerio” que por ahí logran un resultado muy oreja cercano en estilo a bandas tipo Axenstar o Dreamtale, con unos riffs enérgicos y unos estribillos muy vacilables. 

              El aspecto más melancólico de los nacionales sigue siendo explotado con muy buenos argumentos en “Dime”, un tema marcado por su acento baladesco y su melodía más hard, muy elegante gracias a la aportación de teclados y una sección central que la vuelve tanto más oscura a la par que moderna con unos pegadizos riffs. Punto alto para el quinteto. Y en “Ojos Rojos” las potentes notas de bajo de Pablo Rivas decantan en otro corte de aires sombríos y unas guitarras marcadas por la letanía y la cadencia profunda. La voz de Ricardo me parece del todo mucho más congraciada con los tonos bajos, notándose ciertos apuros en aquellos pasajes que exigen unas subidas de altas cotas. “Angel & Luz” por su parte cuenta con una extensa sección instrumental a modo de introducción para una melodía más bien sosegada en otro esfuerzo del tipo balada que además cuenta con un bonito pero breve solo de teclado por parte de Rodrigo.
 


              “Tu Mismo Infierno” es uno de sus temas más contagiosos en términos de melodía, que sin duda es capaz de generar un estilo hard rockero de vibra ochentera pero con esa tónica marcada por la elegancia y lo sugerente, no obstante hacia el final la arrancada es mucho más veloz y directa para adentrarse en los parajes propios del power metal. Y con “Fuego en El Cielo” una vez más nos dejan otra emotiva cuota de sentimiento y pasión a través de una nueva balada que dentro de su especie, no ha quedado nada mal, con una sección central algo más pesada y densa, asi y todo logrando su cometido para aportar uno de los momentos de mayor dramatismo en lo que este trabajo nos permite experimentar. 

              El último bloque lo integran un tema bastante rockero y movedizo como es “Fortuna”, resumen de la fórmula de estos Umvral con esa envolvente mezcla de heavy hard en lo rítmico y toques melancólicos en vocales dejando para el cierre una pieza épica y extensa como es “Petroushka”, que con sus once minutos se erige como la pieza de mayor entramado que estos chicos hayan compuesto en su breve carrera y que dice muy bien respecto a sus capacidades, permitiendo que cada uno de los instrumentos brille a gran altura en una melodía de mucha variedad, atmósfera y dramatismo, así como un Ricardo mostrando lo mejor de su particular registro. 

             Sin duda que para lo que el panorama metalero tiene para ofrecer por estos días, lo de Umvral resalta con luces propias, sin necesidad de buscar grandes referentes y sin caer en resultados del todo predecibles, por acá se nota el esfuerzo y las ganas que le han puesto por lograr su propio espacio en una escena cada vez más creciente en número y en jóvenes talentos que desbordan buenos trabajos por todos los rincones de este país. 



FORMACIÓN:

Ricardo Curaqueo – voz
Sebastián Lago – guitarra
Rodrigo Neira – teclados
Pablo Rivas – bajo
Pablo Calbiague - batería

WEBSITE: https://www.facebook.com/pages/UmVraL/138055142879881 y en http://umvral.bandcamp.com/

SONIDO: 8
PORTADA: 6
VOZ: 7
MÚSICA: 8

NOTA FINAL: 7,2 /10
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

SINIESTRO “El Elegido del Mal”

SYMPHONITY “King of Persia”